Esto es todo - Alexis R.


SALVADOR MORENO VALENCIA_ Bitácora de un pervertido


Bitácora de un pervertido


I

-Esto es difícil y nuevo para mí. La verdad es que ha sido idea de mi psicoanalista. Me dice: <<Creo que debe abrir un blog>> y se queda tan pancho, sonríe y da unos golpecitos con el lápiz sobre su mesa de caoba. <<¿Y qué es eso doctor?>> le pregunto yo con mi habitual ingenuidad. <<¿Eso me ayudará a resolver mi conflicto?>>.<<¡Claro amigo Eladio!>> responde evitando una carcajada. <<¿Cómo?>> sigo preguntando con mi bobalicona mente. <<Mire, usted lo que necesita es modernizarse, dejar el pasado, abrir la puerta al futuro, y ábrase un blog>> vuelve con la misma tontería del blog el doctor, al que parece que lo que le pago no es suficiente para sacarme del atolladero.

-Nada Eladio, yo le diré cómo y dónde puede usted abrir un blog, y una vez lo tenga abierto, escriba, escriba sin parar y sin tapujo, sin censura, saque la bestia que lleva dentro, cuente todas sus perversiones, todas sus pasiones imaginarias, sí, amigo Eladio, no tenga miedo, verá como en menos de un año, o está usted totalmente recuperado de sus traumas, o quizá con suerte se ha convertido en un escritor de lujo- se detiene, hace una mueca con su boca pequeña y abre y cierra el ojo derecho para que yo intuya su complicidad en el asunto.

-Está bien doctor y eso cuánto me va a costar- le digo atusándome el mentón, manía que tengo desde niño y que había cambiado por una costumbre quizá peor, tocarme los testículos todo el tiempo, sobre todo cuando me tropiezo con una mujer de esas que van insinuando sus curvas pero sin darlas a conocer por el momento.

-No mucho más que lo que me paga por cada consulta, y tenga en cuenta que a partir de que usted se haya convertido en Blogger, tendrá que acudir a mí con menos frecuencia- vuelve el doctor a guiñarme el ojo, y lo imagino desnudo ofreciéndole a su linda esposa su falo maquiavélico para engendrar con él al propio Mefistófeles.

Así que tras las clases para que yo llegase hasta este blog, aquí estoy dispuesto a verter sobre él mis más bajos y abyectos pensamientos y deseos. Por lo pronto te doy la bienvenida quien quiera que seas, tu índole me importa un carajo, tu ideología, tu religión y tu sexo me la pelan. Así que una vez puestos en antecedentes comencemos con uno de mis recurrentes, y excitantes sueños... 
[...]





MARIA RAMENTOL_ Atasco de una huida en la garganta

















ATASCO DE UNA HUIDA EN LA GARGANTA

El recuerdo lleva en el bolsillo palabras a medias,
partidas desde el corazón hasta la espalda,
drogadas de terremotos y trincheras
con voz de pájaro, éxodo, tragedia.

El borrador de los sueños deambula por la calle,
en un paseo dormido de fríos y oraciones.
Intima con los bares, las sombras y el silencio,
y del interior de su sombrero de copa
se oye el ruido del hombre
detrás de la última vocal desalquilada,
donde la voz de las ciudades
huele siempre a capítulo cerrado.

Y surge de repente, del álbum
donde las bromas del infierno suelen hospedarse,
una noche demasiado frutal,
exagerada de lunas y neones,
de lámparas desfallecidas y gritos muy quedos,
como atajo para llegar a ti, al atasco de una huida
en la garganta, a la parálisis del parto,
al tropiezo con el verso venenoso que te hará cuerpo
y que quizá consiga
que en el sótano de una madrugada insignificante
unos ojos abiertos por casualidad,
te tilden de poema.



JESÚS CÁRDENAS. Con la mirada llegó el deseo





















CON LA MIRADA LLEGÓ EL DESEO

Con tu mirada llegó a mis manos
el azul océano de tus pechos,
el ritual lento de las olas,
cegando tus pies de espuma
y de horas
cuando desesperadamente nos dábamos
distancia y horas de conversación,
y un dulce caramelo
abría nuestra sed a la luz de la luna.

Algunos arraigos me vienen(Diputación Provincial 2006)




ALEXIS R._ de repente te invadió luz ardiente




















de repente te invadió luz ardiente
instante alucinado
mirada que tu presagio del
vacío devino ciego

todo permaneció al fin en nada
el interior la realidad el poema ante ti
como del espejo la imagen

© ALEXIS R.

3D3 Revista de creacion_N7_Junio 2012







ALEXIS R.

ANTONIO RAMÍREZ

Entrada destacada

3D3 Revista de creación